Alimentos que dan energía inmediata

Alimentos que dan energía inmediata

El mundo actual nos obliga a estar en movimiento día a día. En ocasiones no contamos con el tiempo suficiente para relajarnos, hacer entrenamiento físico, dormir e incluso alimentarnos. La intensidad de nuestra vida se acrecienta cada vez más. Poco a poco, comenzamos a sentirnos sin fuerzas, nuestro nivel de concentración se reduce con las destrezas de nuestras acciones. En este artículo te ofrecemos todo lo que debes comer para ganar energías.

Podemos definir fatiga de muchas maneras, una de ellas se describe como la sensación subjetiva de pérdida de fuerza. Muchas son las razones para experimentar fatiga, desde un gran esfuerzo intelectual o físico, estrés, falta de relajación, dieta no adecuada, hasta las pocas horas de sueño. Pero, cuando la somnolencia y la fatiga, es duradera o crónica, se hace necesario evaluar nuestros hábitos alimenticios, debido a déficit de vitaminas y minerales. Estudios han concluido que la insuficiencia de vitaminas B, vitamina C y magnesio, así como de hierro, son las responsables de la sensación de fatiga. ¿Sabes en qué alimentos puedes encontrar estos elementos? Te invitamos a seguir leyendo. 

La vitamina ideal para reducir la debilidad es la Vitamina B 

Esta vitamina incluye un grupo de sustancias: tiamina (B1), riboflavina (B2), B6, B12, biotina (vitamina H), niacina (PP), ácido pantoténico y ácido fólico; excelentes para regularizar el funcionamiento del cuerpo. Las vitaminas B1, B2, B3, B5, B6, B12 y el ácido fólico  tienen una participación protagónica en la reducción de la fatiga, debilidad y aumento de la energía.

La vitamina B1 (tiamina) se encarga del buen funcionamiento del sistema nervioso y cardiovascular. Cuando hay déficit de la misma se experimentan sensaciones de irritabilidad, fatiga, debilidad, disminución de la concentración y deterioro en el estado de ánimo. Las mayores cantidades de tiamina se encuentran en la carne de cerdo y sus derivados, productos integrales, semillas de leguminosas. En la categoría de frutas que la contienen en buenas cantidades encontramos: las naranjas, uvas, las clementinas y la piña. 

La cobalamina, mejor conocida como vitamina B12, actúa en la producción de glóbulos rojos, también es esencial en el correcto funcionamiento del sistema digestivo y nervioso. La deficiencia de vitamina B12 provoca fatiga crónica, deterioro en el estado de ánimo, disminución de la inmunidad, trastornos de la memoria o de la concentración. 

Las vitaminas B son necesarias para el correcto funcionamiento del sistema nervioso y circulatorio, especialmente las del tipo B6, B12 y ácido fólico. Están presentes a sobremanera en: leche, huevos, carne, verduras de hoja verde y productos de cereales integrales.

Las deficiencias de vitamina B12 y ácido fólico provocan la aparición de anemia megaloblástica.

Todos los estudios en el tema coinciden que la fatiga es causada por deficiencia de vitaminas B, vitamina C, magnesio y hierro.

 El mejor antioxidante se encuentra en la Vitamina C 

La vitamina C es una de las vitaminas que cuenta con poderosos efecto antioxidante, que protegen al cuerpo contra los efectos de los radicales libres de oxígeno. En muchas investigaciones, guías y artículos encontramos la relevancia de esta popular vitamina. Es importante su consumo porque actúa en nuestro organismo de distintas maneras. Ayuda en el buen funcionamiento del sistema inmunológico y nervioso, es importante para la producción de colágeno que apoya al fortalecimiento de los huesos, dientes y piel. Si, consumiste vitamina C y al despertar la mañana siguiente sentía aún fatiga, observa el nivel de vitamina C que hay en tu comida. El buen equilibrio de esa vitamina reduce la sensación de fatiga y cansancio. Está presente en muchas frutas: guayaba, limón, naranjas, acerola, kiwi.

Hierro para mejorar el oxígeno

El hierro es un nutriente que necesitamos consumir a través de los alimentos. Su función principal es transportar oxígeno a todos los órganos del cuerpo, ya que es un componente de proteínas fundamentales como la hemoglobina y la mioglobina. El hierro neutraliza la fatiga al oxigenar de manera adecuada los tejidos corporales. Se encuentra principalmente en productos animales como hígado y riñón, pero también en frutas como la maracuyá. Está presente en todas las verduras de hoja verde

Las comidas no deben tomarse con café o té; ya que contienen sustancias que impiden la correcta absorción del hierro proporcionado por los alimentos. En cada comida, hay que incluir una fuente de vitamina C, como: pimentón, tomate, cítricos, perejil, cebollino, kiwi, fresas. Además hay que consumir carnes rojas, yemas de huevo y ortigas.

La deficiencia de hierro produce una afección llamada anemia, que reduce la cantidad de glóbulos rojos y hemoglobina.

Los síntomas de la anemia son: somnolencia, dificultad para concentrarse, cansancio, piel y mucosas pálidas, disminución del rendimiento físico.

 El balance energético del magnesio  

La apatía, inmunodeficiencia, debilidad y fatiga son el producto de un déficit de magnesio. Las personas que experimentan niveles estresantes de vida necesitan consumir en mayor demanda magnesio. Cuando no hay consumo de magnesio hay problemas con el funcionamiento del sistema nervioso, articular, óseo y sanguíneo. A su vez, la absorción de este elemento es bloqueado por el consumo de café, té, alcohol y la actividad física excesiva. Los alimentos con elevadas cantidades de magnesio son: almendras, cacao amargo, semillas de leguminosas, semillas de calabaza, granos de trigo, vegetales de hoja verde, maíz, semillas de amapola y semillas de girasol. Entre las frutas que contienen buena fuente de magnesio son la maracuyá, la guayaba, perejil y plátanos.

El magnesio es un poderoso alcalinizante. Las personas que sufren de estrés necesitan consumirlo de manera moderada. Su ingesta provoca un efecto positivo en la salud y mejora el trabajo del cerebro.

Cafeína

El consumo excesivo de cafeína también es responsable de la aparición de fatiga y problemas de concentración. Conocemos que la cafeína aumenta la presión arterial y el rendimiento intelectual, mejora la atención y acelera los estímulos. Sin embargo, su consumo en exceso provoca:

  • Aumento de la micción y con ello pérdida de magnesio.
  • Reducción del rendimiento intelectual.
  • Deterioro de la concentración.
  • Dificultad para conciliar el sueño.
  • Irritabilidad.

La cafeína es una sustancia que se encuentra no solo en el café. También se puede encontrar en el té, bebidas energéticas, bebidas de cola o cacao amargo y chocolate. Su consumo diario no debe exceder de 300 mg, (un aproximado de 3 o 4 tazas).

Las bebidas energéticas o de cola deben dejar de ser consumidas, ya que son las principales causantes de problemas de circulación y peso. En su lugar se pueden reemplazar con café de buena calidad o tés verdes, blancos y rojos.

Exceso de azúcar

Otro error nutricional responsable de la sensación de fatiga es el consumo de alimentos ricos en azúcares. Aquí se incluyen dulces, bebidas carbonatadas endulzadas, productos a base de cereales refinados. Su alto índice glucémico provoca fluctuaciones en los niveles de glucosa en la sangre. Conduciendo a reducción de la energía y estimula la mayor alimentación de dulces.

Antes de comenzar una dieta es necesario que acudas al nutricionista para evitar consecuencias graves en tu salud. Cada organismo es diferente, lo que se traduce a que todos tenemos distintas necesidades y las formas de dieta varían de una persona a otra.

No olvides que los síntomas de fatiga, debilidad y somnolencia pueden ser señales de otras enfermedades graves. Por tanto, si a pesar de la mejora en los hábitos alimenticios continúas experimentando estos problemas, es urgente consultar al médico.

Carlos Delgado

Carlos Delgado. Soy comunicador, divulgador científico y docente universitario. Escribo para varios blogs sobre temas de medio ambiente, ciencias y actualidad. Mi formación es de biólogo, pero me apasiona las ciencias en general y el descubrimiento de la mejor manera de hacer las cosas.

Artículos relacionados

Las velas de colores y su significado

Las velas de colores y su significado

Los chakras y la religión: opiniones, compatibilidades y similitudes

Los chakras y la religión: opiniones, compatibilidades y similitudes

Métodos para conseguir una buena salud a través de los chakras

Métodos para conseguir una buena salud a través de los chakras

3 Consejos para que te amen de verdad

3 Consejos para que te amen de verdad

No Comment

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *